La Ley 7/2022 de residuos y suelos contaminados para una economía circular ha establecido un impuesto especial sobre los envases de plástico no reutilizables que se aplicará a partir del 1 de enero de 2023.

El impuesto se aplicará en todo el territorio español.

La importación de estos productos está entre los hechos imponibles establecidos en la norma, por tanto, a partir del 1 de enero de 2023 se deberá pagar el impuesto especial sobre los envases de plástico no reutilizables.

Los productos sujetos pueden estar clasificados en cualquier capítulo del arancel, siempre y cuando contengan envases de plástico no reciclado.

 

La Aduana ha publicado información sobre cómo puntualizar el nuevo tributo en las declaraciones aduaneras:

  1. El hecho imponible del impuesto lo constituye el despacho a libre práctica por lo que lo dispuesto a continuación es aplicable a las declaraciones que se presenten para cualquiera de los siguientes regímenes: 40, 42, 61, 63, 44, 49 y 07.
  2. El tipo impositivo es 0,45 euros por kilogramo neto de plástico no reciclado declarado en la casilla 47.
  3. La clave de liquidación del impuesto es 1PL.
  4. En la base imponible (casilla 47) se indicarán con dos decimales los kg netos de plástico no reciclado contenido en:
    • Los envases no reutilizables (si los envases son reutilizables o, no siéndolo, todo el plástico es reciclado no se declarará nada en esta casilla) (art. 68.1.a).
    • Los productos plásticos semielaborados destinados a la obtención de los envases a los que hace referencia el apartado anterior tales como las preformas o las láminas de termoplástico (art. 68.1.b).
    • Los productos que contengan plástico destinados a permitir el cierre, la comercialización o la presentación de envases no reutilizables (art. 68.1.c).
  5. No están sujetas las importaciones de productos que no contengan envases de plástico no reciclado. En esos casos no se indicará la clave de liquidación 1PL, ni su base imponible (kg netos de plástico no reciclado)
  6. La norma establece supuestos de exención que deberán declararse en la casilla 37.2 utilizando alguno de los siguientes códigos:
    • 1P1: código para la exención prevista en el artículo 75 letra a. (productos sanitarios)
    • 1P2: código para la exención prevista en el artículo 75 letra b. (productos sanitarios)
    • 1P3: código para la exención prevista en el artículo 75 letra c. (uso agrícola o ganadero)
    • 1P4: código para letra exención prevista en el artículo 75 letra f. (cantidades inferiores a 5 kg)
    • 1P5: código para letra exención prevista en el artículo 75 letra g. (productos no destinados a fabricar productos objeto del impuesto)

Cuando se declare cualquiera de los códigos de exención anteriores se deberán declarar los kg de plástico no reciclado en la casilla 47.

En la misma partida se pueden declarar distintos códigos de exención.

  1. Los kg netos de plástico reciclado contenido en los productos incluidos en el ámbito objetivo del impuesto se deberán declarar en la casilla 44 junto con el certificado de plástico reciclado o la declaración responsable del fabricante (solo para 2023). Para ello se utilizarán los siguientes códigos:
    • 1135 IPNR Certificado plástico reciclado a indicar con el siguiente formato: Referencia del certificado (alfanumérico, mínimo 2 caracteres), separador de : y peso neto en kg (con 2 decimales)
    • 1055 IPNR Declaración responsable del fabricante a indicar con el siguiente formato: Referencia de la declaración (alfanumérico, mínimo 2 caracteres), separador de : y peso neto en kgs (con 2 decimales)
  2. Respecto a la exención establecida para las importaciones de hasta 5 kg al mes de envases no reutilizables previstos en el artículo 68.1.a (75 f) existen las siguientes particularidades:
    • Si en el mes natural se importan más de 5 kg netos, deberá liquidarse el impuesto sobre la totalidad de los kg importados en dicho mes (es decir, incluyendo los primeros 5 kg) de la siguiente manera:
    • Si en un único DUA el conjunto de las partidas para las que se declara la clave 1P4 de exención superan los 5 kg se rechazará el DUA.
    • Si el conjunto de partidas con la clave 1P4 de exención es inferior a 5 kg, pero hay DUAS previos en el mismo mes que hacen que, en conjunto, se exceda de dicho límite, el importador no deberá declarar la clave de exención (de manera que se liquidarán en el DUA los kg declarados) debiendo comunicar esta circunstancia a la aduana.
  3. Taric ha redactado una guía con información ampliada sobre el impuesto especial sobre envases de plástico no reutilizables que permite obtener las claves fundamentales sobre el nuevo tributo.

Las herramientas de Taric contendrán la información actualizada para que el 1 de enero de 2023 puedan realizarse los despachos de importación aplicando el nuevo tributo.

Más información

 

FUENTE DE NOTICIA : TARIC SAU

⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒⇒

CONCLUSIONES EXPERTOS AEDAF ( ASOCIACION ESPAÑOLA DE ASESORES FISCALES)

En menos de seis semanas entrará en vigor un nuevo impuesto, introducido en el sistema tributario español por la Ley 7/2022, de 8 de abril, de residuos y suelos contaminados para una economía circular: el Impuesto Especial sobre los Envases de Plástico no Reutilizables. El Grupo de Expertos de Asesores Internos de AEDAF ha analizado el impuesto y ha llegado a varias
conclusiones, que detalla en el documento adjunto.
Los expertos de AEDAF denuncian que el impuesto es “absolutamente expansivo ”, ya que:

o Afecta no solo a envases sino a embalajes de todo tipo que envuelven cualquier tipo de producto. No se conocen precedentes en otros países que graven el plástico incluido en los propios embalajes.
o Afecta no solo a fabricantes sino a cualquiera que efectúe importaciones o adquisiciones intracomunitarias de bienes. Esta extensión del hecho imponible es implanteable sin un marco
normativo internacional que ampare jurídicamente la solicitud de información sobre productos y embalajes que contienen plásticos, a terceros no residentes.
o Impone un límite exento bajísimo, 5 kg/mes (Reino Unido, por ejemplo, establece un límite igual a 10 toneladas/año).
o No establece exclusiones en aquellos casos en que el envase y/o embalaje sea realizado con material parcialmente reciclado.

o Impone unas obligaciones formales de muy difícil o imposible cumplimiento, especialmente para adquirentes/importadores, como son las de “certificar” el origen y cantidad de plástico no reciclado de cada adquisición/importación (con independencia del país de residencia del proveedor y su voluntad de cooperar o no en proporcionar esta información), la llevanza de una contabilidad de existencias de plásticos en sede de la Administración Tributaria, etc.
o Impone un sistema de estimación directa del impuesto por kg. de plástico fabricado o adquirido. Esta obligación resulta prácticamente imposible de gestionar para los que no son fabricantes de envases de plástico.
o Se trata, en definitiva, de un impuesto de gestión casi imposible en la práctica. Todos coinciden en que los costes de gestión administrativa del impuesto excederían en la mayor parte de los casos el importe a recaudar por parte de la Administración Tributaria

Además, AEDAF también destaca que “a pesar de que la Administración Tributaria es absolutamente consciente de las dificultades existentes, se sigue contemplando la
entrada en vigor de este impuesto el 1 de enero de 2023; las empresas no han podido adaptar sus sistemas para procesar este tipo de información a tiempo, ni tienen
capacidad de exigir esta información a todos sus proveedores extranjeros ni de certificar el origen del plástico, como declaración responsable o a través de una certificación expedida por un tercero independiente, por cada adquisición de producto realizada ”.

Por si fuera poco, no se prevé aprobar un Reglamento a pesar de toda la complejidad señalada en la aplicación del impuesto, y la más que patente falta de calidad normativa apreciable en este caso. La creciente costumbre de “regular” los detalles de normas complejas a través de documentos relativos a “Frecuentes Preguntas y Respuestas”, elaborados por la propia Administración tributaria, debe ser desterrada en un Estado de Derecho Por todos los motivos anteriores, AEDAF recomienda que se aborde la pertinente
modificación normativa, atendiendo a posibles modelos de regulación de impuestos similares introducidos en países de nuestro entorno, antes de final de este año.

VER : OBLIGACIONES LEGALES INALCANZABLES PARA EL CONTRIBUYENTE ESPAÑOL EN EL NUEVO IMPUESTO SOBRE ENVASES DE PLÁSTICO QUE ENTRA EN VIGOR EL
PRÓXIMO 1 DE ENERO

 

FUENTE : AEDAF